Formar un batard

Formar un batard

 

Enharina ligeramente la superficie de la mesa. Para formar un batard o torpedo, deja caer la masa sobre la mesa y boléala. Para ello arrastra la masa ahuecando la palma de la mano. Ésta no se deslizará con facilidad y observarás que va adquiriendo forma de bola y una tensión superficial. Puedes ayudarte con las dos manos. Cuando lo hayas conseguido, voltea la bola y déjala sobre una zona enharinada con la parte de los pliegues hacia arriba. Déjalo reposar cubierto con un bol durante unos 10 minutos, para que se relaje.

Pasado ese tiempo de reposo vamos a darle forma. La masa tendrá más o menos la forma de un disco. Imagina que es un hexágono. Hemos de doblar hacia el interior cada uno de los triángulos que forman dicho hexágono. Empezaremos por el central que está más lejos de nosotros, y lo doblaremos hacia dentro.

Formar un batard

Luego haremos lo mismo con los dos triángulos que están a ambos lados del central. Procedemos así con los otros tres triángulos, que están más cerca nuestro. Con estos pliegues tenemos como un hatillo enfrente nuestro.

Formar un batardFormar un batard

 

 

 

 

 

 

 

Ahora, dobla la masa por la mitad (enfrentando los tres triángulos que primero has doblado a los otros tres restantes). Se sellan bien los bordes, apretando con los dedos. Habremos conseguido así una especie de “torpedo”.

Formar un batardFormar un batard

 

 

 

 

 

 

 

Enharina un cesto de fermentación (si no tienes, puedes utilizar un molde de plumcake forrado con una gasa) y coloca con cuidado la masa en él, con los pliegues hacia arriba. Cúbrela con un plástico y déjalo levar. Transcurrido el tiempo de levado, tendrás algo como esto:

Formar un batard

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *